¿Cómo cuidar a un enfermo de Alzheimer?

 In Salud

El enfermo de Alzheimer presenta un trastorno progresivo que hace que las células del cerebro se degeneren y mueran. En consecuencia perdemos la capacidad de funcionar de manera independiente, se disminuye la memoria, las habilidades de pensamiento, comportamiento y la capacidad en que nos podemos relacionar con otros.

En la actualidad existen tratamientos farmacológicos que ayudan a retrasar la progresión de la enfermedad y disminuir los síntomas psicológicos o conductuales. Sin embargo es necesario conocer estrategias que nos permitan como cuidadores o familiares apoyar y ofrecer calidad de vida a nuestros seres queridos con Alzheimer.

Estimulación Cognitiva

La estimulación cognitiva es un proceso que trata de potencializar al máximo las funciones preservadas de un paciente enfermo de Alzheimer y evitar la desconexión con su entorno. Esto se logra a través de ejercicios, prácticas y actividades concretas. Estas herramientas se basan en las técnicas tradiciones que los profesionales aplican cuando trabajan con pacientes en el entorno clínico. Los familiares-cuidadores también pueden trasladarlas a la vida cotidiana y aplicarlas de la siguiente manera:

1. Orientación de la realidad

Lo primero que se pierde es la orientación. El espacio y el tiempo suelen convertirse en algo confuso. Para ello, en casa cada vez que interactuemos con el paciente, debemos recordarles el día y el lugar en que nos encontramos. Entre más detalladas sean las respuestas a sus preguntas, les dará una mayor comprensión y seguridad.

2. Terapia de reminiscencia

Una manera de recordarles a nuestros seres queridos quienes son, es a través de todo lo que han vivido. Esto permite estimular su propia identidad y reforzar su autoestima. Recordarles sobre viajes, fotos, objetos personales, libros, vestidos. Tratando de entablar una conversación para estimularlos a rememorar todos esos acontecimientos importantes de sus vidas.

3. Adaptación del entorno

Los cambios son difíciles para todos y más para las personas mayores. Sin embargo debemos adaptar nuestros hogares para darles seguridad y prevenir accidentes. Adaptar el baño para que sea de fácil acceso, simplificar el ambiente para que tengan un fácil acceso a sus objetos. No dejar nada a su alcance que pueda causarles peligro.

Todos necesitamos una labor o tarea para darle un sentido u orientación a nuestro día. Así mismo debemos darles pequeñas tareas y crear rutinas.

4. Comunicación

Una manera de evitar problemas de conducta es a través de la comunicación. Hablando claro y pausadamente. Con mensajes cortos y claros. Teniendo en cuenta que el mensaje no solo se transmite verbalmente sino también de forma corporal. Repitiendo cada cosa que sea necesaria y utilizando un tono de voz adecuado. Darles tiempo para responder y no limitarles el poder de decisión. Ellos necesitan sentir que sus gustos y preferencias son respetadas. Animarles cuando hay dificultades y agradecerles por su esfuerzo.

5. Promover la actividad física

El cuerpo necesita movimiento. Es importante que aunque un enfermo de Alzheimer pueda estar impedido físicamente intente seguir rutinas para mantener sus músculos y articulaciones sanas. Para esto podemos pedirle a un fisioterapeuta que nos recomiende rutinas a seguir para practicar en casa.

Cuida2 sabe lo importante que son nuestros seres queridos y por eso trabajamos junto a los familiares para darles una mejor calidad de vida a nuestros pacientes, retardando el avance de la enfermedad y potencializando sus capacidades de autonomía.

Si necesitas un cuidador (enfermera o auxiliar de enfermería), puedes solicitarlo a través de nuestra App  en el AppleStore o Google Play o nuestra página web.

Recent Posts

Leave a Comment

hogares geriátricos